Categorías
Uncategorized

Fotografía y Derecho. ‘¡Oh, Justicia, dulce manantial de tu llanto!’

 

Acqua mo, Acqua mo!

Venecia, s. XX

BIGOLANTE (chesuona Portatore del bigòlo ; V. BIGOLO) s. in. Cosi qui chiamasi il Facchino o la Femmina servigiale che porta l’acqua dolce
alle 
case col
mezzo dell’ arconcello, detto BlGÒLO. Se il Bigolante è uomo,
dicesi Acquaruolo o Acquaiuolo; se femmina, Portacqua, essendo questa voce di gen. femminino. V. AQUARIÒL e PORTÀQUA.

Véase Dizionario del
dialetto veneziano di Giuseppe Boerio
, edito per
cura di Daniele Manin, Venezia: coi tipi di Andrea Santini e figlio, 1829, p
55.

 

XXXXXXXXXXXX

 

Metafóricamente la figura de esta ‘portadora de agua’, esta aguadora veneciana, bien podría representar otra alegoría de la Justicia. Una Justicia dispensadora, casa por casa, de agua dulce.

Una Justicia no tanto ‘líquida’ en el sentido de Zygmunt Bauman -peligrosamente desbordable en avenidas de abuso, como las que históricamente remontan a la Escuela de Derecho Libre en antecedente directo al nazismo jurídico, y que otras veces se escapa entre los dedos- como dulce agua de Justicia. La dulzura de la Justicia, que es la Equidad. El agua reposada y apacible de la Justicia.

Agua dulcísima para saciar la sed de una Humanidad que errante camina el desierto de los Derechos, donde tantas veces la realización de la Justicia es un espejismo.

Giustizia, Giustizia mo, Giustizia mo!

¡Oh, Justicia, dulce manantial de tu llanto!

 

J.C.G.

 

Categorías
Uncategorized

Picasso, una semiosis ilimitada

Fabienne Douls Eicher

Poétique de la simultanéité dans
les écrits de Pablo Picasso

Paris: L’Harmattan, 2017,
246 pp.

ISBN : 9782343117577

L’œuvre écrite de Pablo Picasso a
peu attiré l’attention de la critique. Plusieurs raisons peuvent être
alléguées, dont deux majeures : le prestige écrasant de l’œuvre peinte et le
caractère surréaliste des textes, d’un abord difficile. Il importe pourtant de
situer ces écrits à leur juste place, en tant que volet spécifique du processus
créatif de Picasso. Cette étude relève le défi de la prétendue illisibilité des
écrits français et s’attache à en dégager les spécificités poétiques en les
soumettant à un travail d’analyse inspiré de la sémiotique littéraire.

Categorías
Uncategorized

Teresa de Jesús. Éxtasis, fervor y pensamiento

Llegaron de Valladolid, y he traído de Sevilla, dos maravillosos vols. correspondientes a los estudios histórico-artísticos, y el catálogo de obras de la exposición ‘Teresa de Jesús: maestra de oración’, primorosamente editados por Las Edades del Hombre (Ávila, Alba de Tormes, 2015. ISBN 978-84-88265-61-6 e ISBN: 978-84-88265-62-3).

 

 

Ellos son testimonio de la labor de comisaría de Juan Dobado Fernández y José Enrique Martín Lozano en la extraordinaria exposición ‘Teresa de Jesús, maestra de oración’, organizada por la Fundación Las Edades del Hombre en la ciudad de Ávila y en la salmantina Alba de Tormes durante el año 2015. Lo son también del éxtasis del ‘vivo sin vivir en mí’, y del fervor del ‘muero porque no muero’ que los pintores y escultores intentaron plasmar. Pero, sobre todo, constituyen prueba de la generosa amistad y esplendidez de Emma Martínez Tristan.
Es a su merced que Teresa de Jesús (1515-1582), Santa andariega, tiene desde ahora dos lugares de acomodo en la mi hospitalidad de mi modesta biblioteca, bien elegidos a la dignidad con que la favorece.

 

J.C.G.

 

Transverberación de Santa Teresa (1664), por Luca Giordano (1634-1705)

Categorías
Uncategorized

‘Derecho y Literatura’. Casa de la Literatura peruana. Lima

¿Qué relación hay entre la Literatura y el Derecho? ¿Marcó en algo a Vargas Llosa, Bryce y Ribeyro haber estudiado abogacía?

Miércoles 30 de agosto, a las 7:00 p.m.

Casa de la Literatura peruana

Conferenciante: Dr. Jimmy Marroquín Lazo, Universidad Ricardo Palma (Lima. Perú) y asesor en el Tribunal Constitucional de Perú.

Categorías
Uncategorized

Derecho y Literatura. Centro Universitário Internacional UNINTER (Curitiba. Brasil)

Categorías
Uncategorized

Con Ángel López López en el ‘ferragosto’ sevillano

El ‘ferragosto’ sevillano rebosa de sorpresas llenas de amistosa frescura. Hoy, en el supermercado -el lugar preferente de mis inversiones- coincidí con el profesor Ángel López López (Catedrático de Derecho civil de la Universidad de Sevilla). Él me reconoció antes que yo a él, pero ambos somos reconocibles y más él que yo. Nos hemos conversado un café, y reconstruido atmósferas -eso que la Universidad de hoy ha extraviado- en un diálogo de tintes socráticos. La memoria es una delicatessen; debe tomarse con cuidado entre los dedos, tenerla en la boca y paladearla, y debe también no consumirse a diario. La memoria es para la celebración; el reencuentro con Ángel lo es siempre.

Y hemos tenido plática -siempre a la clara luz de sus palabras- sobre Derecho y Ciencia jurídica. Los fraseos fueron esta vez sobre Derecho Agrario, materia de su tesis boloñesa, y acerca de la hibridada naturaleza privada y pública que en él es paradigma, categorías que yo he interpretado desde la curvatura en las trasformaciones del Derecho, le dije. Concurrencias con un maestro que, naturalmente, estimulan y comprometen. Luego, intercambio de números de móvil y -Servicio de Correos mediante- de libros que enriquecerán mi biblioteca mucho más que los que desemboquen en la suya.

 

J.C.G.

Categorías
Uncategorized

Fotografía y Derecho. Derecho al voto de las mujeres en USA (19th Amendment, 1920)

 Un día como hoy, de 1920

Suffragist Margaret Foley distributing the Woman’s Journal and Suffrage News (1913)

 

 

Women Suffrage envoys from San Francisco greeted in New Jersey on their way to Washington to present a petition to Congress Suffrage envoys from San Francisco greeted containing more than 500,000 signatures (Nov.-Dic., 1915)

 

 

The 19th Amendment,
guaranteeing women the right to vote, is formally adopted into the U.S.
Constitution by proclamation of Secretary of State Bainbridge Colby (1869-1950). The
amendment was the culmination of more than 70 years of struggle by woman
suffragists. Its two sections read simply: «The right of citizens of the United
States to vote shall not be denied or abridged by the United States or by any
State on account of sex» and «Congress shall have power to enforce this article
by appropriate legislation».

Categorías
Uncategorized

‘De la Farmacia del Derecho’, por José Calvo González

De
la Farmacia del Derecho*

José Calvo
González

Catedrático de
Teoría del Derecho y Filosofía del Derecho (UMA)

 

El TC se ha
pronunciado en el mal llamado ‘caso Juana Rivas’ -pues se trata de un ‘caso’ de
menores, un caso de sustración interparental (otro hallazgo lingüístico) de
menores- sin obtener el pretendido amparo por interposición extemporal del
recurso. El ‘caso Juana Rivas’ está limitado al deber de restituir de forma
“inmediata” a los dos niños a su padre y, como consecuencia del incumplimiento
de lo así resuelto, tanto por el Juzgado de Primera Instancia de Granada, en
diciembre pasado, como la Audiencia Provincial, en abril de 2017. En añadido,
el ‘caso Juana Rivas’ es, asimismo, el sustanciado en auto judicial del Juzgado
de Instrucción 2 de Granada de 8 de agosto decretando, en las diligencias
penales en curso que la investigan por un presunto delito de desobediencia a la
autoridad judicial y otro de retención ilícita de menores, la busca y captura
para puesta a disposición del Tribunal. Meridianamente, confío, aclarada esta
cuestión semántica, queda por precisar -y mucho- la que llamaré cuestión
ideológico-jurídica; ‘cuestión’ que se presta a dilucidaciones no menos
esclarecedoras, o eso espero.

Comenzaré
diciendo -porque no deseo abrir aquí un debate de preciosísimo
jurídico-procesal, renunciando a él en favor del ‘futuro’ buen hacer de su
representación procesal- que el asunto es, auténticamente, ‘de Juzgado de
Guardia’ a fuer ‘de Farmacia de Guardia’. Tanto el mal llamado ‘caso Juana Rivas’
como el que deberíamos denominar propiamente como ‘caso Juana Rivas’, revelan
un síntoma de padecimiento social que, con independencia del tratamiento ‘en su
caso’, tendrá difícil y, de seguro, dolorosa receta. Porque en orden a la
tutela judicial, como en Farmacia, se ha producido una patología que reclama
estudio clínico. Se trata de la automedicación; esto es,el
“uso de medicamentos que realiza una persona para sí misma sin prescripción
médica” (RAE). Como muchos de nosotros sabemos -afirmarlo de la mayoría es
aventurado- lautilización de medicamentos por
iniciativa propia, al margen y sin intervención de profesionales de la medicina
-del médico especialista, y aun del médico de familia- comporta graves riesgos
para la salud. Esta práctica, que con harta frecuencia igualmente está asociada
al curaderismo homeopático, genera, ciertamente, resistencias bacterianas, pues
arrasa con la flora microbiana endógena, o produce reacciones alérgicas
complicadas, y hasta muy severas, o bien, lo que es tanto o más preocupante,
interactúa de forma contraindicada en el efecto de otros medicamentos que
estuvieren prescritos o pudieran serlo más adelante.

Esta
errónea y oscurantista práctica del
autocuidado
de la salud corresponde en Derecho a la autotulela, con múltiples y muy
diversas manifestaciones de índole y grado. Una de ellas, me parece, es la que
se ha dispensado -por sí o por comisión sapiencial de terceros- Juana Rivas.
Naturalmente, ella no puede ser tenida como la única practicante del
autoconsumo que en nuestro país realizan muchos más, de un modo extendido y
creciente. Pero es, por la voluntad mediática en que ella misma y otros a su
alrededor se han colocado con especial empeño, representativa de esa distorsión
del prudente uso farmacológico y jurídico. Admitamos la evidencia, que de
ningún modo atenúan las supuestas o reales deficiencias del sistema sanitario
ni del judicial: la automedicación y la autotulela se hallan socialmente admitidas
y son, además, celebradas. El espartaquismo de ‘Juana está en mi casa’ o, por
acudir a la tradición hispana, esa mezcla de alcadezalameismo y
fuenteobejunismo del ‘todos a una’, o las declaraciones de la propia interesada
-“
No he hecho nada en contra de la ley”- son preclara demostración.
Los galenos, qué no decir de los magistrados, se equivocan, no saben. Y llega
la automedicación y, de la misma manera, la autotuleta jurídica.

Mal vamos todos
-y para muestra el botón de su ‘caso’ y del ‘caso’ de sus hijos que, a
diagnóstico de hallase ‘en peligro por errores judiciales’, están sumergidos en
una vorágine medicamentosa de extraordinario peligro para el interés superior
de su bienestar presente y venidero- con esta posología farma-jurídica. Así,
todo es paradoja; el sentimiento jurídico -y el temible ‘sentimiento (y
sentimentalismo) de la Justicia’- recomienda administrar las dosis a gusto del
consumidor; por ejemplo, que los jueces “encaminen este proceso hacia la
cordura y la coherencia”. Y, no menos, la más oportuna prolongación y amplitud
del tratamiento; por ejemplo, la sujeción de los límites de la ley a la propia
conciencia, la conciencia de “estar ‘huida’, pero no «fuera de la
ley». Porque el paciente sabe más que el médico y, por supuesto, que el
juez. No importa si el asunto o la dolencia es de Derecho de familia,
hipotecario, o relativo al ejercicio del indulto (recordemos esas pragmáticas
carolinas que, junto a alguna de las Leyes Fundamentales franquistas, se le
escurrieron a la Constitución del 78 por el desagüe de la Transición).

A mí me parece
todo esto alarmante. No son simples disparates, no es el esperpento que regresa
-aunque nunca se ausentó- otra vez, con todo su esplendor grotesco y bufo. A mí
todo esto que sucede -tan a menudo- me suscita una enorme inquietud, porque esos
talantes y esas ‘vías de hecho’ constituyen genuina expresión
del banderín de enganche
a una pedagogía social que quiebra no
superficialmente la idea del triunfo del Derecho, abre debates de ínfima
capacidad deliberatoria, y de ahí a poco terminan peor que mal. Socializar la
Salud y la Justicia -la Farmacia de Guardia y el Juzgado de Guardia- no puede
confundirse con la encajadura ergonómica y electiva del interés personal en los
medios y remedios sanitarios o judiciales. Y ante el ‘caso Juana Rivas’ y el ‘caso’
de sus hijos nos cumple una urgente e ineludible responsabilidad ciudadana, que
comienza por explicitar la toma de posición del lado del sistema de Salud y de
Justicia que normaliza -y como tal hace general- el modelo y las garantías de
acceso a un consumo farmacológico y una tutela de los Tribunales organizada,
profesional y objetiva.

* Este texto fue enviado al diario SUR (Málaga), el 17 de agosto pasado.

(Aclaración: finalmente el texto se publicó en la ed. de 27 de agosto, p. 31).

 

Categorías
Uncategorized

II Congreso Internacional de Cine y Derecho. Universidad Autónoma Latinoamericana – Unaula (Medellín. Colombia)

Categorías
Uncategorized

Borges, 24 de agosto de 1899

‘oyes la voz del ruiseñor de Teócrito’
 El otro, el mismo (1964).

Jorge Luis Borges será nacido el hoy que fue de 1899.